fbpx

A.P. Maudslay: Notas desde Quirigua 1883; II

Alfred P. Maudslay: Notas desde Quiriguá 1883; II

 

Río de Belice, Alfred P. Maudslay 1892

 

Viernes 16 de marzo 1883

Esperábamos llegar a Panzós hoy pero el río estaba demasiado crecido y la corriente era tan fuerte que fue imposible, los hombres trabajaron muy bien. Ninguna playa de arena sin agua; llegamos a la boca de Cajabón (Cahabón) cerca de las 11 de la noche. Gorgonio sorprendió a un cocodrilo poniendo huevos y recogió un gran número. Otra vez la misma suerte de noche en la canoa.

Sábado 17 de marzo

Llegamos a Panzós alrededor de las 10 de la mañana, difícil conseguir mozos para llevar mis cosas. Envié por mula y caballo pertenecientes a Gorgonio, dejé a Carlos en Panzós y más o menos a las 3 de la tarde salí con un mozo, otros dos nos seguirían con las cosas. Camino bastante malo; llegamos a Telemán cerca de las 5 y tuve bastante dificultad en conseguir un mozo para llevar mi pequeño bulto a La Tinta, por miedo a tigres, etc., sin embargo, prometiendo no alejarme de él y ofreciendo un poco más de pago persuadimos a un hombre a venir con nosotros y salimos de Telemán a la caída del sol. Hermosa noche de luna. Ambos estábamos cansados y con sueño después de dos noches malas y 27 millas a caballo; llegamos a La Tinta a las 10.30 de la noche. Había fiesta. Dormimos en forma en el cabildo.

Domingo 18 de marzo.

Mi cumpleaños. Salimos de Telemán (Arribaron a la Tinta el día anterior) a las 9 de la mañana. Nuevamente dificultad para conseguir mozo para llevar mi bulto ya que el alcalde estaba muy borracho y también muchos mozos; después de amenazar al alcalde borracho con toda clase de castigos, encontró un mozo. Cuando nos acercábamos a San Miguel encontramos a Boyd Ellis y las carretas de mulas. Me dio una carreta de Sarg. Paramos una hora en San Miguel, conseguimos un nuevo mozo y entonces seguimos a Tamahú, adonde llegamos alrededor de las 10.30 de la noche. Dormimos confortablemente en lo de Don Luciano.

Lunes 19 de marzo

Gorgonio me despertó con la mala noticia de que la mula y el caballo habían escapado en la noche. Perdimos algunas horas enviando mozos a buscar los animales, al fin nos resignamos y pedí prestado a Luciano un caballo para mí, conseguí un mozo para llevar la montura de Gorgonio, él fue a pie y salimos para Taltic (Tactic) cerca de las 10, llegamos a la 1.30, desayunamos en lo de Agapita, entonces después de cierto atraso encontramos una mula para Gorgonio y salimos a las 3 de la tarde bastante cansados, me sentí enfermo en el camino por no haber comido. Llegamos cerca de las 9.

 

Camino de Mulas, Alfred P. Maudslay 1892

 

20 y 21 (22 fuimos de pic-nic a la finca de Scott).

 El 21 Gorgonio fue a visitar a su gente a Cajabón (Cahabón) ya que ningún mozo podría ser inducido a ir hasta después de la Semana Santa. Visité al jefe con Sarg, dio las órdenes necesarias para mozos y nos trató bien.

19 de marzo

Llegué bien a Cobán y como siempre fue cálidamente recibido por los Sarg al día siguiente. Gorgonio fue a San Pedro [Carchá] para averiguar sobre mozos. Nada podría hacerse hasta después de la Semana Santa ya que todos querían ir a las fiestas. Gorgonio entonces pidió permiso para ir a Cajabón (Cahabón) para ver a su mujer, volvió el miércoles 28. El jueves fui a San Pedro de nuevo pero los mozos no estaban listos, el alcalde dijo que deberían estar listos, el alcalde dijo que deberían estar listos el lunes temprano en Cobán, así que Gorgonio fue de nuevo el domingo…

1ro de abril

…a la noche y trajo seis con él y me dijo que otros seis estaban encerrados en la cárcel para que no se escaparan. Pensaba ir a Panzós por Senajú (Senahú) pasando por San Pedro así el…

Lunes 2 de abril

…me despedí de los Sarg y salí para San Pedro a caballo con mis seis mozos llevando carga. En San Pedro encontré los seis mozos en la cárcel listos para mí, pero ellos no tenían magapalis (mecapal) o cacustis (cacaste o cacaxtle) y no tenían su comida con ellos. Uno por uno fueron sacados de la prisión a cargo de uno mayor para juntar sus cosas.

¡Pero no había rastros de los otros ocho para completar los veinte que habían sido contratados y pagados!

Tomamos un voluntario en el pueblo y casi convenzo a uno de los mozos que estuvo conmigo el año pasado para ir nuevamente, pero estaba empleado en el cabildo. Mientras estaban esperando llego un ladino de Cobán y reclamó dos de mis mozos diciendo que él los había contratado antes que yo y que tenía una carta del jefe para eso. Todo el asunto era una pura trata de esclavos, al fin me cansé y volví otra vez a Cobán dejando a Gorgonio para arreglárselas con el alcalde y diciendo que iba a ver al jefe otra vez, llevé conmigo a todos los mozos que pude recoger, recogí mi carga y resolví volver a Panzós por el viejo camino. Me encontré con el jefe cuando llegué a Cobán y prometió enviar otra orden (ya había enviado tres) a la mañana siguiente y ver qué podía hacer por mí, así que volví y dormí en lo de los Sarg.

Martes 3 de abril.

 Salí a caballo para encontrar a Gorgonio y lo encontré justo llegando a Cobán, había conseguido que el alcalde enviara gente para buscar mozos y estaba regresando a San Pedro para llevarlos a Cobán antes de la noche. Me trajo alguna cerámica antigua de San Pedro.

Miércoles 4 de abril.

Gorgonio vino a casa de los Sarg a la mañana con algunos mozos más y un voluntario Pedro, que habla español y era un antiguo sirviente de la familia López. Inmediatamente fue hecho Caporal y recibió pago extra. Uno de mis mozos había escapado de la casa de los Sarg a la noche dejando su cacusti y provisiones, así que con Pedro había dieciocho indios en total. Otra vez me despedí y al anochecer llegamos a Tactic y dormimos en la casa de Agapita.

5 de abril

De Tactic a un campamento en el camino justo pasando San Miguel, el tiempo muy bueno. Mozos van muy despacio. Uno (viejo e inútil) escapó en la noche.

6 de abril

Del campamento, almorzamos en el puente de hierro y nos bañamos. A través de La Tinta a un campamento cerca de Telemán. Era evidente que algunos de los mozos intentarían escapar, uno de ellos se había adelantado con su carga y era claro que quería dejarla y echar a correr donde el camino de Sanaju (Senahú) se encuentra con el nuestro, pero G. y yo fuimos demasiado listos para él, fuimos adelante, paramos justo del otro lado del cruce de caminos, miró horriblemente disgustado cuando nos vio esperándolo. Arreglé con Gorgonio para vigilar por turnos durante la noche, así que no me acosté hasta casi la una. Nuestra vigilancia era necesaria porque nuestro amigo se mantuvo despierto toda la noche esperando la oportunidad de escapar.

7 de abril

Llegamos a Panzós. No había canoa o bote lo suficientemente grande para llevar a toda la partida, así que enviamos a los mozos que pensamos que más querían escaparse río abajo en una lancha que estaba llevando café a una goleta en el lago. Dormimos en el cabildo de Panzós.

8 de abril domingo

Dejamos Panzós en canoa con Gorgonio y ocho mozos. Remamos muy despacio y alcanzamos la boca del río a medianoche, pasando la lancha en el camino.

9 de abril

Cerca de las seis de la mañana cruzamos el lago, paramos para tomar café en la orilla y bañarnos. A las once llegamos a Ysabal. La canoa regresó para traer los otros mozos de la lancha. Visité a la señora Potts, desayuné con ellos y retiré mis cartas. Comenzamos a caminar cerca de las 2 de la tarde con los mozos y dormimos en el camino a Quiriguá.

10 de abril

Llegamos a Quiriguá cerca de las diez, encontré a Carlos en la casa de Onofre enfermo con fiebre, me enteré que los tres mozos habían estado enfermos, pero que Giuntini y Charlie Blockley habían estado bien. Don Onofre insistió en que me quedara a desayunar, luego salí para las ruinas. Encontré al mozo viejo en el camino, se veía bastante mal y estaba yendo a su casa. Le dije que parara en Quiriguá esa noche y yo le enviaría su dinero, nos dimos la mano y pareció muy contento de verme; llegué a las ruinas, encontré a Giuntini y Charlie quienes se alegraron mucho de verme. G. ha hecho adelantos con el gran ídolo. Nicko está trabajando en el lugar de Carlos. Pagué a los dos mozos Domingo y San Jago (Santiago) y les dije que podían ir a su casa al día siguiente.

11 de abril

Envié a Charlie a Yzabal con Bardales y mulas para conseguir yeso, etc. Comencé a trabajar para limpiar la casa y acomodar las cosas. Nuevo techo.

12 de abril

La casa fue terminada la casa, las mulas llegaron al atardecer y trajeron algo de papel de España, lo cual me alegro mucho. Llegaron Pedro y los otros mozos.

13 de abril

Comencé a trabajar para moldear el ídolo n.1 en papel quiero hacerlo en tres divisiones por lo alto, casi termine dos lados de la parte de abajo; el papel sirve bien. Los mozos están excavando el enano. Charlie trabaja en las dimensiones.

Quiriguá 1883
Alfred P. Maudslay

14 de abril

El ídolo n.1 está terminado el tercer lado, empecé el 4to lado de la sección inferior.

15 de abril

Los mozos salieron a cazar, a bañarse, etc. Giuntini, Nicko y Charlie caminaron hacia Quiriguá a ver a Carlos. Charlie paro en Quiriguá para seguir a Yzabal. Trabaje en el molde y después me bañe en el rio; saque algunas fotos y las revele por la noche.

16 de abril

 Envié 9 mozos a Yzabal. Termine la sección inferior del molde n.1

Martes 17 de abril

Miércoles 18 de abril

Hice el frente de la sección media del ídolo n.1. Los mozos volvieron de Yzabal.

Jueves 19

Gorgonio y yo hicimos cada uno un lado de la sección media del ídolo n.1

Viernes 20

Trabaje en la parte de atrás de la sección media del ídolo n.1 y la termine. Giuntini termino el cuarto lado de la gran tortuga. Uno de los mozos mato cinco cerdos salvajes (coches de monte) con un tiro de mi arma, casi no lo puedo creer, corrió al campamento diciendo que había disparado a “un montón de coches”, el mayor mas o menos pesa 100 libras, el menor cerca de 40 libras; revele fotografías por la noche. Termine de limpiar el ídolo de 24 pies. La nariz del ídolo grande se desprendió cuando la toque. Guarde las piezas.

Sábado 21

Comencé el trabajo de los hierros del ídolo de 24 pies; los mozos quitaron la maleza alrededor del ídolo inclinado. Empezamos a excavar un pequeño montículo en las terrazas. Nicko casi fue mordido por una víbora venenosa. Charlie encontró un pequeño altar circular trallado en una esquina de una de las terrazas.

 

Campamento en Quiriguá, A.P. Maudslay y equipo 1883

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.